5 consejos slow marketing para practicar la paciencia

223
0
Compartir:
Paciencia

En slow marketing nos diferenciamos por nuestra filosofía: otra forma de hacer las cosas en el marketing pero también en la vida, que queremos impulsar como muestra de una manera diferente de hacer las cosas.

Por eso no es un blog de marketing al uso, no solo hablo de ejemplos publicitarios que cumplen con nuestros criterios slow marketing.

Nosotros os hablamos de un concepto slow aplicado a todo, también a nuestra forma de entender el día a día… Y lo hacemos por si nuestro punto de vista os puede servir alguna vez.

Por esta tendencia nuestra a compartirlo todo con vosotros, este artículo también se puede llamar: “cuando la tecnología falla (segunda parte)”, que ya me vi obligada a escribir una primera…

También podemos denominarlo: “cómo el universo te enseña a practicar la paciencia te guste o no, sin paños calientes y sin pedirte opinión alguna”.

Por eso, cuanto más ejercitada la tengas… Esa partida que le habrás ganado…

¿Tienes suficiente paciencia para la vida?

Ya… nunca es suficiente. Os cuento mi historia de hoy: nuevamente estoy escribiendo este post de forma analógica, ¿qué cómo es eso?: ¡con papel y bolígrafo!

(Bueno… claro… luego lo he pasado a la tablet… Para que podáis estar leyéndolo en este momento).

Y es que la tecnología nos hace la vida muchísimo más llevadera, nos ayuda infinito, nos mejora el día a día, nos acompaña, nos libera, nos… ¡hasta que se rompe el disco duro de tu ordenador!

Asi, por ejemplo… Y cuando esto ocurre únicamente puedes buscar soluciones y echarle paciencia… porque todo tiene sus tiempos: el técnico, escribir a mano, teclearlo en la tablet…

5 Consejos Slow Marketing para ejercitar la paciencia

Por esto de que hoy es uno de esos días para ejercitar la paciencia en nuestro caso, te traemos 5 claves para contarte la manera de hacerlo:

¡No son remedios milagrosos, solo dependen de ti!:

  1. Busca la solución. Ante cualquier contratiempo, no te obsesiones con ello, no maldigas tu mala suerte como en las coplas. En resumen, no entres en bucle. Todo tiene solución si te paras, respiras y la buscas, así que: ¡hazlo!
  2. No te conviertas en víctima. En esas ocasiones en las que no entendemos las cosas es fácil caer en el victimismo. En pensar que todo lo malo nos tiene que pasar siempre a nosotros… ¡y no! los pequeños problemas -y otros mayores- están siempre al acecho, así es la vida, cuanto antes lo asumamos mejor. Porque solo así nos enseña grandes cosas, aunque nos cueste.
  3. Acepta. Todo el tiempo que pases lamentándote en vez de buscando remedios es tiempo perdido. Querer que las cosas sean diferentes es bastante inútil, mejor ser prácticos y eficientes: ¡a buscar la salida! Puedes pararte a decidir que hacer pero con enfoque en la solución no en la queja.
  4. Comparte tu frustración. Nos referimos a que te desahogues con alguien de tu confianza. Compartir las penas con otros permite que sean más llevaderas, además te darás cuenta de que ¡no estas solo ante la adversidad!, que en esa lucha estamos todos…
  5. Mira tu propio crecimiento. Es un orgullo para ti. Cuando vayas viendo tu capacidad de aceptación y de resolución de esos problemas que pone ante ti la vida, te darás cuenta de que eres fuerte. Y lo eres desde la humildad. No desde decir que puedes con todo, si no desde el respirar y el aprender a ir gestionando. Así que enfócate en que has encontrado el remedio y siéntete muy feliz de haberlo logrado. Céntrate en eso, no en el disgusto.

¿Y tú, cuanta paciencia tienes? ¿y qué haces para ejercitarla? Comparte con nosotros tus métodos. 

Compartir:

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Hola! ¿Quieres conocer noticias interesantes de una publicidad hecha de otra manera, de un marketing slow y creativo?

Déjanos tu email y te las mandamos. Prometemos no ser pesados.

*Recibirás un correo de confirmación en este email, el alta no estará completa hasta que verifiques tu email. Así nos aseguramos de que nadie te suscribe sin tu consentimiento.

¡Hola! ¿Quieres conocer noticias interesantes de una publicidad hecha de otra manera, de un marketing slow y creativo?

Déjanos tu email y te las mandamos. Prometemos no ser pesados.

*Recibirás un correo de confirmación en este email, el alta no estará completa hasta que verifiques tu email. Así nos aseguramos de que nadie te suscribe sin tu consentimiento.